Calatorao,
Web NO oficial de la localidad
 
CALATORAO
HISTORIA DE CALATORAO.

CASTILLO DE CALATORAO.

(Revista Empresarios) Las almenas del castillo saludan al visitante de Calatorao, un industrioso pueblo de alrededor de dos mil quinientos habitantes. La industria frutícola constituye la principal fuente de riqueza de una población que disfruta de la fertilidad, que las aguas del Jalón dan a su ribera. En la Comarca del Jalón Medio, cuarenta y cinco kilómetros al suroeste de Zaragoza, a las que se accede por las carreteras N.II y A.1304, se encuentra Calatorao. Su prosperidad se deja sentir en la amplitud de sus construcciones, con su crecido caserío, la animación de sus calles, en el empuje empresarial de su industria frutícola. Su casco antiguo en el que destaca la torre de la Iglesia, agradable refugio de cigueñas que anidan en su alto, se sitúa sobre una meseta, no muy elevada pero lo suficiente para descollar en medio de la verdeante llanura, mar de hierba que bebe de las aguas del Jalón, y que transforma en un vergel una tierra de por si castigada por un clima seco.

El castillo de Calatorao parece que se remonta a la época en que los musulmanes eran los señores de grandes zonas de Aragón y su cultura brillaba con luz propia. Su nombre original " Qalat ", tiene reminiscencias árabes, pero su actual estructrura data del tiempo en que los castillos adoptaron la forma de palacios fortificados para hacer más confortable la vida de sus habitantes.

Esta transformación se produjo alrededor del siglo XVI, exponente como es este edificio del señorío de los priores del Pilar de Zaragoza. En esa época los estamentos eclesiasticos poseían dominios territoriales y el actual municipio de Calatorao les perteneció desde el siglo XIII, durante varias centurias. La mansión que les acompaña es de ladrillo, con almenas y patio columnario. La construcción fue restaurada hace años por aquel ilustre Zaragozano que fué D. Jenaro Poza, siendo uno de los pocos castillos que se encuentran habitados en Aragón. El conjunto se ve enmarcado por la noble estampa de la torre neoclásica de 1.842, Iglesia en la que se encuentra una hermosa talla de un Cristo de los Endemoniados, debido a la creencia de que puede expulsar los malos espíritus de los enfermos del alma ante el que, antiguamente, ivan en romería milagrera a postrarse.

El encuentro con Calatorao puede servir de entrada a la ribera del rio Jalón Medio, en la que, no solo predominan las grandes vías de comunicación y los albergues y restaurantes de carrtera, sino los hermosos parajes y los pueblos cargados de historia. El Valle del Jalón es el camino natural y casi único para adentrarse en Aragón desde Madrid hasta Zaragoza. Esta ruta en la que se encuentra enclavado Calatorao, cuenta con asombrosos rincones naturales insospechados en medio del árido paisaje.

Otro de los elementos que dan nombre al pueblo es la calidad de sus piedras, muy apreciadas para la construcción de mobiliario urbano

Web realizada por Tomas2003.